Durante 2016 fueron asesinadas 18 mujeres y 13 de esos hechos fueron femicidios. El informe elaborado por la Unidad Fiscal Especializada en Violencia contra las Mujeres (UFEM) detectó que disminuyeron los homicidios de mujeres en comparación con el año 2015, pero aumentó la proporción de víctimas de femicidio sobre el universo total de mujeres asesinadas.

La Unidad Fiscal Especializada en Violencia contra las Mujeres (UFEM), a cargo de la fiscal Mariela Labozzetta, presentó la segunda edición de su informe anual sobre “Femicidios y homicidios dolosos de mujeres en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires 2016”. El documento revela que 18 mujeres fueron víctimas de homicidio en la CABA durante 2016, 13 de las cuales correspondieron a casos de femicidio. Respecto al 2015, se observa que los homicidios dolosos de mujeres disminuyeron un 44%; mientras que entre los femicidios, la disminución fue menor, alcanzando el 32%. De esta manera, el peso de los femicidios aumentó, representando en 2016 el 72% del total de víctimas femeninas (13 casos).

El material elaborado por UFEM destaca que entre los casos de femicidio, en el 86% existía algún tipo de vínculo entre víctima y victimario. En siete oportunidades, unía a la víctima y el victimario un vínculo de pareja (actual o pasada); en un caso el vínculo era familiar, mientras que tres víctimas fueron asesinadas por personas conocidas/vecinos. Las restantes dos fueron asesinadas por una persona desconocida para ellas. Así, se observa que si bien en la mayoría de los casos víctima y victimario se conocían, 5 de las 13 víctimas de femicidio fueron asesinadas por personas fuera de su ámbito de pareja y/o familiar.

Esto representa una novedad respecto del año 2015, así como el hecho de que la edad de las víctimas en este último año fue menor: en 2016, el 54% tenía menos de 30 años al momento del hecho. Asimismo, este año el 46% de las víctimas eran migrantes.

Fuente: fiscales.gob.ar