Julio Cesar Urien:

“Malvinas es hoy una base militar viva del Reino Unido”

Julio César Urien, preso político de la dictadura, protagonista del levantamiento militar de 1972 en apoyo del retorno de Perón, ex presidente de Astilleros Río Santiago durante el mandato de Néstor Kirchner y referente de la Fundación Interactiva para la Promoción de la Cultura del Agua apunta contra el Gobierno y señala que es cómplice de que las Islas Malvinas se "hayan convertido en una base militar viva del Reino Unido".

“Tenemos más de una Argentina entera en el mar, somos soberanos de una enorme cantidad de recursos estratégicos, entre ellos las Islas Malvinas, pero no somos del todo conscientes de eso y este Gobierno no ayuda”. El que se lamenta es el teniente de fragata retirado Julio César Urien, ex preso político de la dictadura, protagonista del levantamiento militar de 1972 en apoyo del retorno de Perón, ex presidente de Astilleros Río Santiago durante el mandato de Néstor Kirchner y actual referente de la Fundación Interactiva para la Promoción de la Cultura del Agua (FIPCA). Semejante trayectoria lo autoriza para cargar las tintas contra el Gobierno por lo que considera “un retroceso nunca visto” en la disputa por la soberanía Argentina sobre las Islas que, dice, “se han convertido en una base militar viva del Reino Unido ante el silencio cómplice de Cambiemos”.

En diálogo con El Grito del Sur, Urien sostuvo que este nuevo aniversario del inicio de la guerra de Malvinas debe servir “para que el campo popular tome en su agenda la soberanía no sólo cuando hablamos de la Cordillera o de la deuda externa sino de lo que pasa con nuestro territorio marítimo, que también se está entregando”. “Macri desde el primer día profundizó una sumisión a los intereses británicos y la verdad es que no sé cuantas generaciones va a llevar reconstruir la firmeza en el reclamo sobre la islas”, agregó.

Parte de esa tarea, dice, la llevó adelante durante años al mando de la Fragata La Sanmartiniana, con la que se proponía “que los jóvenes dejen de vivir de espaldas al mar”. La fragata fue noticia recién cuando en 2016 una tormenta la hizo naufragar y sus tripulantes estuvieron al borde de la muerte. La Sanmartiniana apareció semanas después en territorio ocupado por los ingleses.

“Nuestro país no tiene hipótesis de conflicto, pero Gran Bretaña sí. Ellos han convertido la zona de exclusión marítima de las Islas en territorio infranqueable: cuando fuimos a buscar la fragata nos amenazaron con voltearnos. El país necesita mayor presencia y mas activa de la marina navegando y custodiando nuestro mar. Por eso no descarto que el ARA San Juan haya sido tumbado por ellos”, advirtió.