Censura en la muestra "Para todes tode. Plan de lucha"

Secretaría de la Censura y los Caprichos Católicos

La Secretaría de Derechos Humanos y Pluralismo Cultural de la Nación se expresó en contra de la muestra "Para todes, tode. Plan de Lucha". El problema surgió a partir de la imagen de una virgen con el pañuelo de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito.

En diciembre del 2004 la jueza Elena Amanda Liberatori ordenó cerrar la muestra retrospectiva del artista plástico León Ferrari en el Centro Cultural Recoleta, a causa de una obra donde un grupo de palomas defecaban sobre la imagen del juicio final. Ferrari -quien ya había sufrido intentos de censura en 1965 con su obra “La civilización occidental y cristiana”- fue acusado de generar “una injerencia arbitraria en la vida privada”. El pleito legal entre el artista, el centro cultural, la Iglesia Católica, y asociaciones protectoras de animales generó tal escándalo que finalmente impactó más mediáticamente que la prolífica e imprescindible carrera de Ferrari.

Como dijo Marx, la historia se repite: primero como tragedia y luego como farsa. Quince años después del caso Ferrari, el fantasma de la censura vuelve a aparecer sobre el campo del arte. La muestra “Para todes tode. Plan de lucha”, inaugurada  el 9 de marzo en el Centro Cultural Conti con una gran concurrencia, fue repudiada vía Twitter nada menos que por la Secretaría de Derechos Humanos y Pluralismo Cultural de la Nación, que conduce Claudio Avruj.

El problema surgió por la obra de la artista ‘Coolpa’, donde se ve a la Virgen María con un pañuelo verde y el logo de la Campaña por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito. La estatua fue colocada en la librería del centro cultural mediante una procesión abortera que realizaron un grupo de artistas y gestoras culturales. La obra es parte de la primera muestra formada totalmente por mujeres, lesbianas travestis, trans y no binaries, que es federal y fue realizada en conjunto con les trabajadores del centro cultural.

“No compartimos algunas manifestaciones y fuimos sorprendidos en nuestra buena fe, al disponer un espacio de un centro cultural público para la exposición de una muestra que contiene elementos ofensivos no informados previamente. Caso contrario, hubiésemos objetado su exhibición”, twitteó la Secretaria de Derechos Humanos. Luego de la inauguración, esta cartera gubernamental presionó telefónicamente a la dirección del centro cultural para que retiren la obra. Según informó Página/12: “Todo indica que las órdenes emanaron de la vicepresidenta Gabriela Michetti”. La curadora, Kekena Corvalán, advirtió que no cedería ante los aprietes gubernamentales ni retiraría la obra. Esta postura tuvo el apoyo de todes les trabajadores del centro cultural.

“En mi obra me sale ser de mi época; no hay demasiada vuelta ahí, son mis vivencias conviviendo con mi contexto actual. Entiendo que hoy por hoy el movimiento feminista está tocando límites, interpelando a esta sociedad, que para muches de nosotres no estaría funcionando. La virgen es parte de una serie que fue mi tesis de grado, la cual llame “Subversiones”: es una serie de santos con los que mantengo de algún modo un lazo afectivo y cotidiano, pero que no representan para la institución. Soy de familia trabajadora y, por tanto, siempre estuve en contacto con estas imágenes, me pareció un gesto de reivindicación resignificarlos desde una fe propia, más que de una impuesta”, explicó Coolpa.

Según contó a El Grito del Sur Chole Bagdasarian, de Malón Octubre, “el Conti viene sufriendo desde que asumió la actual gestión políticas de desfinanciamiento y vaciamiento como se aplican en otras áreas del Estado. Todas las actividades se sostienen gracias a la alianza que tejen los trabajadores con los artistas y actores de la cultura. Nos contaban los trabajadores que no hay plata para hacer ningún tipo de actividad, ni para pagarle a los artistas o fletes para obras. En particular, para esta muestra las salas fueron pintadas gracias al esfuerzo de les trabajadores, ya que la Secretaría no aportó ni apoyó. Todas las obras fueron trasladadas por les artistas y otres que colaboramos en el desarrollo de la gestión de la muestra. Cada artista se vio obligade para poder participar de buscarse los medios económicos tanto para enviar sus obras, como para viajar y estar presente en la inauguración”.

Las artistas de la muestra se nombraron “Leonas Ferraris” encarnando el legado de resistencia a la censura y lanzaron los hashtags #Yosoycoolpa, #Nilointenten, #NoalaCensuraenelConti, #ParaTodesTode, #Plandelucha. El sábado 16 a las 18 hs. se realizará un abrazo a la Virgen en el Centro Cultural Conti para apoyar la permanencia de la obra.