Caso Lucas Cabello

“Queremos que sea una condena ejemplar”

Este jueves comienza finalmente el juicio oral que tiene al ex efectivo de la Metroplitana Ricardo Ayala como acusado por disparar a quemarropa contra Lucas Cabello. "Queremos que sea una condena ejemplar", dijo su madre, Carolina Vila.

El feroz ataque a Lucas Cabello fue el último caso resonante de gatillo fácil con Mauricio Macri como jefe de Gobierno. El 9 de noviembre de 2015, el oficial de la Policía Metropolitana Ricardo Ayala le disparó tres veces a quemarropa al joven -de apenas 20 años en ese momento-, quien se encontraba en la puerta de su casa en el barrio de La Boca. Lucas sobrevivió, pero las graves heridas padecidas lo dejaron en silla de ruedas. A más de tres años de aquel episodio que marcó su vida, finalmente el jueves 11 de abril se realizará la primera audiencia del juicio oral para juzgar al efectivo policial Ricardo Ayala.

Carolina Vila, madre de Lucas Cabello y referente de “Madres en lucha”, contó sus sensaciones a El Grito del Sur en las vísperas del juicio, que tendrá su primer capítulo este jueves en Talcahuano 550 desde las 9hs. “Tenemos todas las expectativas en eso. Queremos que sea una condena ejemplar (la figura legal para estos casos sería de unos 20 a 25 años de prisión) para poder frenar lo que pasa no sólo en el barrio de La Boca, sino en todos los barrios, donde matan pibes prácticamente todos los días”, afirmó la mamá del joven. Vila, quien recientemente abrió un merendero en el barrio de La Boca junto a otras madres para “transformar el dolor en lucha”, recordó todo lo que vivió en el camino hasta llegar a esta instancia decisiva: “fueron tres años de lucha constante, con las complicaciones en el día a día que dejó el ataque que recibió mi hijo. No solamente fueron los tres disparos, sino un montón de consecuencias que vinieron a raíz de eso. Hasta hoy en día Lucas sigue peleándola porque la situación se va complicando. Hoy pido justicia por mi hijo, pero también por todos los hijos”.

Cabe destacar que el inicio del debate oral y público estaba previsto para el pasado 12 de febrero, pero el juicio ante el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 1 fue postergado en aquel momento. “El juicio contra Ayala -quien se encuentra en libertad- es el resultado de una lucha que fue sostenida en primera instancia por Lucas, su madre Carolina Vila, su familia, junto al gran apoyo de las organizaciones del barrio que se movilizaron, una y otra vez, motorizando la causa y revirtiendo la cobertura mediática de la prensa hegemónica que lo etiquetaba como un ¨trapito baleado¨, pero se negaba a contar su historia”, destacaron les integrantes del Colectivo de Medios Populares a través de un reciente comunicado.

Precisamente, la por ese entonces vicejefa de Gobierno y recién electa gobernadora de la Provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, justificó el accionar policial argumentando que había ocurrido a partir de un alerta de botón antipánico por supuesta violencia de género, algo que fue desmentido por el colectivo Ni Una Menos y que finalmente nunca existió. A pesar que se elevaron diferentes pedidos de excarcelación de la defensa del uniformado calificando el hecho como “exceso en legítima defensa”, más de tres años de lucha permitieron llegar al juicio oral y ahora se buscará dar cuenta que en el caso Cabello -tal como afirmó la Cámara Nacional de Apelaciones en enero de 2017- existió “una grave violación a los derechos humanos”.

Familiares de víctimas de la represión estatal, organizaciones de La Boca y organismos de Derechos Humanos acompañarán a Lucas y a su familia con una radio abierta y actividades culturales en la puerta de Tribunales.