Organizaciones sociales reclaman políticas públicas para les más excluídes

El Censo Popular de Personas en Situación de Calle llegó al conurbano

La problemática de las personas en situación de calle no termina en la General Paz. Por eso, un grupo de organizaciones sociales decidió llevar el Censo Popular al conurbano, para exigir allí también políticas públicas. "La situación que nos encontramos es terrible: desocupación, hambre y abandono", describieron a El Grito del Sur.

Basados en la experiencia porteña, un grupo de organizaciones sociales que formó parte del Censo Popular de Personas en Situación de Calle decidió replicar la iniciativa en el conurbano, donde la ausencia de políticas públicas destinadas a esa población es aún mayor que en el distrito que gobierna Horacio Rodríguez Larreta. Los partidos para empezar a despuntar un censo que se propone seguir creciendo fueron Lanús y Lomas de Zamora, elegidos porque allí es donde las organizaciones tienen un despliegue territorial que les permitió realizarlo como se debe. Y la realidad que se encontraron fue tan dura como en la Ciudad: cada vez hay más gente en la calle, sin trabajo y sin un plato caliente para comer todos los días.

“El día de cierre del censo decidimos hacer una olla popular en la Estación Lanús. Hicimos cuatro ollas con 40 litros de comida, y hubo gente que se quedó sin comer”, describe Bárbara, de la ONG Sopa De Letras, para graficar la situación con la que se encontraron barriendo las calles.

Tal como sucedió en la Ciudad de Buenos Aires, las organizaciones armaron equipos de militantes y trabajadores sociales para rastrillar las calles en distintos horarios y durante una semana. La diferencia con la experiencia porteña, explica Bárbara, reside en los métodos de subsistencia de la gente que está afuera de todo. “En Capital es más común que la gente pernocte en la calle, y esté en esa situación incluso durante años. En Provincia pudimos confirmar que, pese a que quizás la gente no duerme mayormente a la interperie, está en una situación tremenda, sin trabajo, con hambre, aunque con un techo extremadamente precario, fruto del rebusque que en Capital no se encuentra”, sostuvo.

Por esta razón existe la ley provincial que busca cubrir los baches del Estado en la materia especifica “exclusión” para dar cuenta de la situación. El problema, según las organizaciones, es que  la ley 13.956 “Programa de Asistencia Integral para Personas en Situación de Calle, en el ámbito de la Provincia de Buenos Aires” ya tiene diez años de vigencia, pero no todos los municipios adhirieron. Lanús es uno de ellos.

“Con el censo, apuntamos a que los municipios puedan tomar la información que recolectamos y pongan en práctica lo que dice la ley, que si bien tiene para nosotros varias falencias, si se aplicara podríamos mejorar la calidad de vida de mucha gente”, dijo la militante. También esperan que el próximo gobernador, Axel Kicillof, tome cartas en el asunto.

Del censo participaron, entre otros, Red Puentes (MP La Dignidad), Lanús Debate (UNLa), Sopa De Letras, Posta Sanitaria LZ, No Seas Pavote, Comunidad Duchas, Proyecto Mas, De Raíz, La Celeste y Blanca, Bondi Sur. Los datos están siendo procesados por antropólogos y antropólogas de la Universidad de Lanús, y recién se darán a conocer a mediados de diciembre.