Problema en las escuelas por las viandas de Larreta

«Larreta juega con el hambre de les niñes»

En medio de una importante crisis sanitaria decretada a nivel nacional, la comida entregada por el Gobierno de la Ciudad a los alumnos y las alumnas vuelve a estar en el centro de las críticas. Denuncian desabastecimiento, mala calidad y recorte en las viandas escolares.

La administración de Alberto Fernández ha decretado ya la crisis sanitaria en todo el territorio nacional. Asimismo, ha tomado varios paquetes de medidas y resoluciones a través de los distintos órganos ministeriales. Y si bien se han puesto en práctica la mayor cantidad de recaudos desde el Estado nacional, en la Ciudad de Buenos Aires empiezan a surgir distintos reclamos. En las escuelas, por ejemplo, denuncian problemas con las viandas escolares que envía el Gobierno porteño. «El estado de las viandas varía de acuerdo al concesionario, se han registrado intoxicaciones con dichos sandwiches en distintas escuelas. Lo mismo pasa con las cantidades. Muchas de las escuelas de la Ciudad han recibido menos de la mitad de las viandas necesarias», sostuvo Damian Drescher, docente del distrito 19 en diálogo con El Grito del Sur.

«Hasta el viernes pasado les niñes que asisten a establecimientos educativos de CABA recibían en los comedores escolares la comida caliente, ya sea almuerzo o cena de acuerdo al turno en el que concurren. A partir de las medidas tomadas por el Gobierno nacional y de la Ciudad, de suspender las actividades pedagógicas por la pandemia del coronavirus, desde el lunes pasado los concesionarios que elaboran la comida para las escuelas empezaron a mandar refrigerios (que consisten en un sandwich con dos fetas de fiambre, una manzana y un paquete de galletas) desatendiendo las necesidades nutricionales de les niñes», explica el docente que forma parte del programa de Primera Infancia. «Esta situación se agrava en el nivel inicial, ya que les niñes de 45 días a 5 años también recibieron lo mismo. Una muestra más de la inhumanidad de este gobierno», agrega.

Pero Drescher asegura que este problema no resulta novedoso en la Ciudad de Buenos Aires, administrada por el macrismo desde hace 13 años. «El problema de calidad de la comida es de arrastre y lo mismo sucede con las cantidades. Larreta recorta y juega con el hambre de les niñes», denuncia.

A raíz de esta situación, se ha elevado el reclamo a las autoridades del Ministerio de Educación, conducido por Soledad Acuña, y desde la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) han denunciado lo sucedido a distintos medios de comunicación. «Existe un infinito abismo ético entre el compromiso de lxs docentes con el derecho social a la educación y el marketing macrista para los medios», escribió Eduardo López, secretario general adjunto de la UTE, en su cuenta de Twitter.

«Comparto otra silenciosa historia de amor que nunca será televisada», escribió a continuación en el mismo tweet donde compartió un video en el que se ve claramente la comida que llega a las escuelas y en qué condiciones se encuentra.

El problema tiene varias aristas, una de ellas en relación a la cantidad de viandas escolares que envía la administración porteña. Ayer, por ejemplo, llegaron a la Escuela Nº 12 del Distrito Escolar 19 menos de la mitad de las viandas necesarias para todes les niñes que asisten allí. «Les pedimos disculpas y continuaremos haciendo los reclamos pertinentes para que cada unx reciba su comida», decía el afiche que colgaron los y las docentes de la institución en la puerta haciéndose cargo de una situación que les es ajena.

Otro planteo que se desprende de esta situación es el cuestionamiento a la alimentación que brinda el Ministerio de Educación, ya que familias y docentes aseguran que no es lo más recomendado. «Sin duda no es saludable recibir el mismo alimento durante 15 días y mucho menos un sandwich de fiambre», expresó el docente entrevistado. El propio jefe de Gabinete de la Ciudad, Felipe Miguel, tuvo que salir a dar explicaciones al respecto en la conferencia de prensa que brindaron para anunciar las nuevas medidas que impulsará el Estado porteño. «Las viandas que se otorgan en el Gobierno de la Ciudad, tanto las de educación como las que otorga el Ministerio de Desarrollo Humano, están preparadas y definidas junto con nutricionistas que nos asesoran y que garantizan que la alimentación que le llega a los chicos en las escuelas es la mejor que les podemos alcanzar», dijo en respuesta a la consulta de un periodista de FM La Patriada.