Con Cambiemos, también hay Navidad para los genocidas

Conceden la prisión domiciliaria a Etchecolatz

En medio de la conmoción por la restitución de la nieta 127, el Tribunal Oral Federal N° 6 premió a Miguel Etchecolatz otorgando la posibilidad de cumplir su condena desde su domicilio en Mar del Plata.

Con múltiples acusaciones y sentencias por su participación en el secuestro, tortura y asesinatos en la última dictadura mientras se desempeñaba como Jefe de la Policía Bonaerense, Etchecolatz recibió el beneficio de la prisión domiciliaria. Así lo dispusieron los jueces José Martínez Sobrino, Julio Luis Panelo y Fernando Canero del TOF N° 6 que lo investigaba por la violación de los derechos humanos en centros clandestinos de la Provincia de Buenos Aires.

El ex jefe de la policía bonaerense es acusado por su actuación en 21 campos de concentración; la Noche de los Lápices; apropiación y supresión de identidad de hijos e hijas de detenidos-desaparecidos; el primer y -se sospecha- segundo secuestro de Jorge Julio López. Sin embargo, podrá cumplir su condena desde su casa ubicada en la localidad balnearia de Mar del Plata debido a “la existencia de un delicado cuadro de salud» el cual, según los jueces, podría verse empeorado por su presencia en el hospital del penal de Ezeiza en el que correría «el riesgo de contraer nuevas enfermedades».

Por el mismo motivo, el condenado sólo podrá salir de su domicilio por urgencias médicas. Caso contrario, el beneficio otorgado podría ser revocado y puesto nuevamente en una cárcel común.

Desde el Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH) emitieron un comunicado en el que repudiaron enérgicamente el beneficio concedido al genocida implicado en los crímenes de la dictadura de 1976, y llamaron a movilizarse a las 17hs a los Tribunales Federales de La Plata bajo las consignas «Cárcel común, perpetua y efectiva! No a la domiciliaria! 30.000 compañeros detenidos desaparecidos presentes!».