#DatoINDEC

Casi 16 millones de argentinos son pobres

De acuerdo con las cifras del INDEC, la pobreza alcanzó al 35,4% de las personas y al 25,4% de los hogares en el primer semestre de 2019. Las cifras no contemplan el impacto negativo de la devaluación de agosto.

El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC) informó esta tarde que el flagelo de la pobreza sigue en escalada ascendente: durante el primer semestre de 2019 alcanzó al 35,4% de las personas y al 25,4% de los hogares;  unas 15,9 millones de personas en todo el país -cerca de 3,8 millones más que el año anterior- que no cuentan con los ingresos suficientes para cubrir los servicios básicos. Al mismo tiempo, la indigencia trepò al 7,7%.

Si se compara con el último período en que el INDEC había medido los datos de pobreza, se registró un incremento de 3,4 puntos porcentuales: en el segundo semestre de 2018 este indicador afectaba al 32% de la población. Estos datos, dados a conocer en la jornada de hoy, son previos a la devaluación de agosto y, por lo tanto, no permiten advertir el impacto de la caída de los salarios en dólares ni las consecuencias de las medidas que tomó el Gobierno luego de la derrota en las primarias presidenciales.

El análisis por regiones arroja que las más afectadas fueron Concordia (52,9%), Gran Resistencia (46,9%), Santiago del Estero (44,8%), Salta (41,8%), Corrientes (41,4%), Gran Tucumán (40,4%), Formosa (40,1%), Gran Catamarca (40,1%), Gran Buenos Aires (39,8%), Posadas (39,8%), Gran Mendoza (37,6%) . En tanto, la pobreza fue de 52,6% entre los menores de 15 años; de 42,3% en las personas de 15 a 29; de 30,4% en las de 30 a 64; y de 10,4% en las mayores de 65. Esto significa que el grupo etario más afectado por la crisis económica y las medidas de ajuste del Ejecutivo ha sido los niños y las niñas de 0 a 14 años, donde la indigencia alcanza al 13,1%.

«Los indicadores mencionados registran una suba de la pobreza y la indigencia con respecto al segundo semestre de 2018 y también respecto de los consignados en el primer semestre de 2018”, detalló el Indec según datos de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH). Ésta constituye la cifra más alta de la era Macri: 514.273 hogares se encuentran, a su vez, bajo la línea de indigencia (LI), e incluyen a 2.169.496 personas indigentes. La próxima medición del INDEC sobre pobreza e indigencia será dada a conocer por el próximo gobierno, donde todo indica que los resultados serán peores que en esta edición. Al comienzo de su mandato, Macri había pedido que se evaluara su gestión por el nivel de pobreza, a tono con el eslogan enarbolado por su campaña en 2015.

Desde el Centro de Economía Política Argentina (CEPA) evaluaron los resultados de esta última medición: «la metodología por ingresos constituye una manera de medir la evolución de la pobreza/indigencia que no da cuenta cabalmente de las privaciones materiales de los hogares. De incluirse en la ecuación cuestiones indispensables como, por ejemplo, el costo de los alquileres, remedios (principalmente en el caso de los jubilados), pañales y alimentos específicos en los hogares con bebés; sin dudas el indicador arrojaría resultados aún más preocupantes».