Exigen una estrategia "clara y efectiva" para la salud de este sector

Se confirmaron los dos primeros casos de COVID de personas en situación de calle

El primero de los casos se produjo en uno de los paradores conveniados con Cáritas, y el restante se confirmó el jueves en el Centro de Integración "Che Guevara", sostenido por la organización Proyecto 7, que acudió a la Justicia para que el Ejecutivo porteño desarrolle un protocolo para el aislamiento de las personas en situación de calle.

Ya son dos los casos positivos confirmados de coronavirus de personas en situación de calle en la Ciudad de Buenos Aires. Según confirmaron a El Grito del Sur fuentes relacionadas con la problemática, el primero de los casos se registró este jueves en una persona que realizaba la cuarentena en el Centro de Día «Che Guevara», cuya organización lleva adelante la ONG Proyecto 7, y el restante se produjo en uno de los paradores conveniados con Cáritas. Desde el Gobierno porteño afirmaron que se asilaron a los contactos estrechos y se activaron protocolos de salud, pero las organizaciones advierten sobre fallas en los procedimientos.

Ante la confirmación de los casos, Proyecto 7 inició una acción de amparo para que el Gobierno porteño defina un protocolo de acción ante la presencia de posibles nuevos casos, dado que hasta el día de hoy -a más de 40 días de iniciada la emergencia sanitaria- las autoridades de la Ciudad no tienen en claro dónde y bajo qué condiciones debe aislarse a una persona contagiada.

En un fallo con fecha de hoy, el juez de primera instancia en lo Contencioso Administrativo Martin Furchi le dio la razón a la organización y le ordenó a la administración porteña que «arbitre en forma urgente los medios necesarios para prevenir, detectar y evitar el contagio y propagación del virus SARS CoV 2 (COVID-19) entre los asistentes y residentes del Centro de Integración Che Guevara», en una medida que puede aplicarse hacia el resto de los paradores de la Ciudad.

Uno de los primeros efectos del fallo fue que el SAME tendrá a partir de ahora que responder con urgencia y prioridad los llamados desde los centros de integración, algo que hasta ahora corría únicamente para los geriátricos. Así lo confirmó a este medio el titular de Proyecto 7, Horacio Ávila, quien exigió que el Gobierno porteño pueda asilar dentro de los paradores a las personas en calle que resulten contagiadas, medida de cuidado que se está garantizando en los paradores administrados por las organizaciones.

«Buscamos sentar un precedente, que se tome real conciencia de lo que significa administrar los paradores y centros de día en este contexto tan delicado. Es muy difícil tomar medidas de prevención, pero en nuestro caso lo estamos logrando. Generamos pequeñas enfermerías, controlamos síntomas al ingreso y garantizamos una muda de ropa previa desinfección, tomamos la temperatura en todo momento y, a pesar de todo, hacemos lo imposible para garantizar la cuarentena, incluso consiguiendo distintos medicamentos para las abstinencias. El problema está cuando tenemos un caso confirmado. Necesitamos que el Gobierno de la Ciudad desarrolle una estrategia clara y efectiva y garantice la salud de las personas en situación de calle», aseguró Ávila.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Una cuarentena a la intemperie