Convocan a paro y protesta

Crece el malestar en la comunidad científica por la situación salarial

Diferentes sectores gremiales que nuclean a becarios e investigadores del CONICET convocan a medidas de protesta y un paro virtual para este jueves, que incluirá la presencia de una delegación en el Polo Científico. Preocupación por el posible congelamiento de los salarios hasta 2021.

Los gremios que agrupan a becarios e investigadores del CONICET ven con fuerte preocupación el progresivo deterioro salarial que afecta al conjunto de trabajadores y trabajadoras del organismo. Y para peor, el panorama hacia delante no es auguroso, ya que se espera un posible congelamiento de los salarios hasta 2021. Frente a esta situación acuciante de «retraso salarial», reconocida por las propias autoridades del Conicet, diferentes sectores llevarán a cabo este jueves 3 dos actividades por separado: una jornada de protesta en redes sociales, convocada por ATE, con el objetivo de visibilizar el conflicto, y un paro virtual al que adherirá la Mesa de Becarixs.

Luego del vaciamiento en Ciencia y Técnica realizado por el gobierno de Cambiemos, la nueva gestión de Alberto Fernández dio un golpe de timón a comienzos de este año al anunciar un aumento progresivo de más de 15 mil pesos para las becas doctorales del Conicet, pero no hubo incrementos para los salarios de investigadores. En términos reales, según consignó el portal Chequeado, los salarios en este último rubro son similares a los que cobraban en el año 2002 y por eso el propio directorio del organismo reclamó medidas. En la actualidad, la ciencia argentina viene cumpliendo un rol esencial en medio de la pandemia, inclusive prestando sus servicios para producir una vacuna contra el COVID-19 en el corto y mediano plazo.

«Nuestro reclamo apunta al retraso salarial en un contexto difícil para todos los trabajadores y la sociedad obviamente. Estamos intentando visibilizar la situación con cierto rasgo de racionalidad, manteniendo el diálogo con las autoridades y entendiendo que es una gestión que asumió hace ocho meses y lleva cinco en pandemia. El año pasado tuvimos una recomposición salarial del 29%, cuando hubo una inflación superior al 50%. Los salarios están claramente atrasados y existe la necesidad de discutir una paritaria, que está atada a una discusión nacional que abarque a todos los estatales», explicó a El Grito del Sur Juan Manuel Sueiro, delegado de ATE Conicet en la Ciudad de Buenos Aires.

Desde este sindicato valoran el giro político que significaron las llegadas de Roberto Salvarezza al Ministerio de Ciencia y de Ana Franchi a la presidencia del Conicet, por lo que entienden que «los canales del diálogo no están agotados». Sin embargo, hoy se ven en una situación compleja -al igual que otros trabajadores y trabajadoras estatales- frente a las dificultades presupuestarias que agravó la llegada de la pandemia y apuestan por una campaña de visibilización en redes sociales como señal de protesta, prevista para este jueves. «La pérdida de poder adquisitivo se siente muchísimo. Durante los cuatro años de macrismo perdimos un 40% y la inflación actual no acompaña. A través de la organización gremial estamos intentando retomar la discusión salarial, que en primera instancia todo indica que se retomará en octubre», añadió Sueiro.

Por otro lado, la Mesa de Becarixs del Conicet confirmó en la tarde de ayer su apoyo a un paro virtual y a la presencia de una delegación en el Polo Científico, que también tendrá lugar el jueves. Entre las principales reivindicaciones figuran la prórroga de todas las becas y el eje estará puesto en la cuestión salarial. En ese sentido destacan como una «conquista» la obtención de un subsidio para 1500 becarios por el lapso de tres meses, pero alertan sobre ciertas consecuencias negativas: haber dejado afuera a las becarias madres que pidieron extensión por embarazo y la posibilidad de ser desvinculados del organismo para quienes cobren dicho beneficio.

Pedro Cataldi, becario del Conicet y delegado titular de Jóvenes Científicxs Precarizadxs (JCP) en Buenos Aires, sostuvo a este medio que «no hay ningún aumento programado y los salarios no son competitivos con los del sector privado, ni hablar con los de países limítrofes. El reclamo actual surgió de una asamblea autoconvocada de investigadores. La característica de la jornada del jueves será el pedido de recomposición salarial a todos los escalafones del Conicet y la reapertura de paritarias».

«En lo salarial, ahora los becarios dejamos de cobrar el aumento que tenía la beca y con el paso de los meses se va a ir desvalorizando. En el caso de las doctorales, es una beca de apenas 45 mil pesos. Pareciera que hasta marzo o abril del año que viene, si es por el Gobierno, no va a haber ningún aumento», concluyó Cataldi.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

De los cuadernillos impresos a la escuela ciber