Profesionales de la salud exigen sueldos dignos

Larreta ofreció 15% y los médicos de la Ciudad van al paro este martes

Sin descanso desde marzo, con 423 decesos por coronavirus y luego de alabar su trabajo por televisión, el Gobierno porteño ofreció apenas 15% de aumento en 3 cuotas para las y los profesionales médicos de la Ciudad. Médicos municipales, residentes y concurrentes convocan a un paro con movilización para este martes 17.

Como si los aplausos de las 9 de la noche bastaran para llenar la heladera, en el año donde hubo una mayor demostración del rol social de las y los médicos, el Gobierno de la Ciudad ofreció un aumento de apenas 15% dividido en 3 cuotas. La propuesta levantó el malestar de un colectivo que ha duplicado sus esfuerzos, sin gozar de vacaciones, adaptando sus tareas y sosteniendo el sistema público de salud. Este martes, Médicos Municipales, la Asamblea de Residentes y Concurrentes y la Comisión Interhospitalaria de Médicos convocan a un paro para exigir mejoras salariales que logren equiparar el valor de los ingresos perdidos durante este último año.

La movilización comenzará con una convocatoria frente al Ministerio de Salud de la Ciudad, en Monasterio y Amancio Alcorta, y desde ahí se trasladará a la sede del Gobierno de la Ciudad, en la calle Uspallata. Durante esta jornada, los hospitales públicos dependientes del GCBA sólo mantendrán el servicio de guardia. La movilización fue fogueada por el colectivo de residentes y concurrentes, luego de que Médicos Municipales convocaran a paro pero de manera inconsulta y sin ninguna protesta de calle. Con la convocatoria de residentes y concurrentes materializada, el gremio de doctores de la Ciudad decidió acoplarse a la movida y también convocan a movilizar en caravana.

«El paro de mañana no es pedido por las bases, lo decretó la Asociación de Médicos Municipales. Nosotros vamos a movilizarnos para demostrar que la convocatoria de las bases es diferente a lo que ellos están pidiendo», explicó en diálogo con El Grito del Sur Rosa Estevan, neumonóloga del Hospital Muñiz e integrante de la Comisión Interhospitalaria de Médicos. «La consigna es con guardapolvo blanco y sin inscripciones políticas. Pretendemos un salario digno acorde a nuestra formación, a nuestra responsabilidad y a nuestro trabajo. No queremos reconocimiento con un componente económico, como dijo el ministro Quirós, sino un salario digno. Hoy en día, un profesional con 10 años de formación cobra por debajo de la canasta básica», señaló Estevan.

«Los médicos enfrentamos con vocación, sacrificio y responsabilidad una pandemia que afectó a la sociedad entera y creemos que ahora es momento de reconocer nuestro trabajo con un salario digno», resaltó Noelia Kirikian, residente de pediatría del Casa Cuna y delegada de su hospital. La situación de los residentes y concurrentes es aún más grave: «Este año ingresaron menos residentes porque hay un recorte en salud y, además, a los que terminaron su residencia este año se les propuso seguir trabajando para COVID-19 pero con ficha de suplentes transitorios. Yo tengo 4 residentes que están trabajando en internación de COVID, matándose, y todavía no saben si van a cobrar o no», sostuvo Estevan.

«Este aumento de 15% que propone Larreta demuestra que tiene la decisión de no orientar los recursos a las y los profesionales que sostuvimos la salud de la sociedad siempre, y con mucho más esfuerzo estos últimos meses, incluso poniéndonos nosotros mismos en riesgo», agregó Kirikian.

El trasfondo de la convocatoria encubre una tensa relación con el sindicato de Médicos Municipales: «Nos enteramos de la propuesta que, se supone que rechazaron, por una nota periodística. Nadie le consultó a las bases, que estamos organizadas en 33 hospitales», manifestó Rosa Estevan. Pero la lista de reivindicaciones no se agota en la actualización salarial y comprende varias demandas. «Otro reclamo es que nuestro sueldo sea en blanco. Actualmente, casi el 50% es no remunerativo, como si te pagaran en negro. No sirve para jubilación, ni aguinaldo», concluyó.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

El manicomio se va a caer