Del 芦desmadre禄 a los desalojos: los manteros sufren el operativo Orden y Limpieza de Jorge Macri

馃Ч El plan econ贸mico de Javier Milei gener贸 una expansi贸n a煤n mayor de las ferias populares en pocos meses. Frente a esto, la respuesta del Gobierno de la Ciudad es "limpiar" el espacio p煤blico: de Retiro a Constituci贸n y Parque Patricios. Un libreto conocido que busca equiparar a los manteros con "delincuentes". 驴Qu茅 opinan los afectados?

鈥淨ueremos que las plazas sean de los vecinos, sin manteros鈥, dice Jorge Macri mirando a c谩mara. De fondo, la Polic铆a de la Ciudad impide que se instale en Parque Patricios la feria de los fines de semana. Hace m谩s de seis a帽os que existe esta feria, pero a partir de enero algo pas贸: empez贸 a extenderse, a agrandarse, cada s谩bado con m谩s vendedores. Tantos que 煤ltimamente ya hab铆a gente en el parque durmiendo desde la noche anterior para guardar un lugar. 鈥淪e desmadr贸鈥, dicen algunos.  

Y ese es el proceso a mirar en estos d铆as. Porque uno de los efectos del plan motosierra de La Libertad Avanza es 茅ste: las ferias populares se expanden, aparece m谩s gente que tira una manta en el piso para vender desde cables para celulares a chip谩 o tortas fritas, pero sobre todo ropa usada. 

Los que se suman como nuevos manteros son en su mayor铆a mujeres de la econom铆a popular; muchas tienen otros trabajos adem谩s de la feria y vienen ac谩 para conseguir comida, que compran a otros manteros. Pero tambi茅n llegan asalariados que necesitan hacerse de unos pesos, con el recurso de poner a la venta lo que tengan en desuso en la casa. El sueldo hoy no alcanza.

Este proceso viene sostenido en el tiempo. Frente a 茅l, la respuesta del Gobierno de la Ciudad es 鈥渞ecuperar鈥 el espacio p煤blico. 鈥淟impiarlo鈥. 

La gesti贸n de Jorge Macri ya desaloj贸 las veredas de Retiro y sigui贸 con las de Constituci贸n antes de llegar a Parque Patricios. Sus pr贸ximas escalas son el Parque Centenario y Once. La decisi贸n del PRO es desalojar de la Ciudad de Buenos Aires a este tipo de ferias que se arman en las calles. 驴Se puede barrer a miles de personas como a las hojas secas de la plaza? Todo indica que no; que estamos a las puertas de un conflicto que no va a resolverse r谩pido ni f谩cilmente. 

Perfiles 

Anal铆a Rodr铆guez es la definici贸n misma de la clase media. Porte帽a, fue due帽a de una helader铆a en la que trabajaban sus hijas y dos empleadas. En las vacaciones viajaba a alguna playa de Brasil. Por doce a帽os tuvo la helader铆a hasta que su manera de ganarse la vida dio un vuelco: 鈥渆n el gobierno de Mauricio Macri, con el tema de las tarifas se fueron todos los costos al corno. Lleg贸 la pandemia, estuve sin trabajar varios meses, volv铆 a arrancar con el take away, me agarr贸 el invierno鈥 esa temporada trabaj茅, pero no estaba bien. Mis hijas me dec铆an 鈥榤am谩, ya nos criaste, te vas a volver una vieja chota en la helader铆a, pasando la plata pero sin ganar un peso鈥 驴por qu茅 no empez谩s a vivir tu vida?鈥 Y bueno: vend铆 el fondo de comercio. Empec茅 a pensar qu茅 hacer鈥.

Se fue a la feria con una caja de libros de su biblioteca y alguna ropa que ya no usaba. 鈥淪egu铆 con ropa que me pasaron mis amigas, ped铆 a los conocidos donaciones. Despu茅s vi que ac谩 todos ten铆an trapos y pens茅, 驴y si vendo algo que no tengan los dem谩s? Se me ocurri贸 lo de la blanquer铆a. Entonces a la platita que ganaba la fui invirtiendo en blanco, as铆 me fui haciendo. Tengo todo lo que es blanquer铆a ac谩 en el parque: s谩banas, toallas, edredones, cortinas, repasadores鈥.

-驴Y si hoy quisieras poner esta misma blanquer铆a en un local?

Anal铆a menea la cabeza. 

-Imposible鈥 no es rentable. En la Argentina de hoy, no.

Termin贸 hace dos meses de hacer un curso de marketing digital en la UTN, y ahora est谩 haciendo otra capacitaci贸n auspiciada por un banco y el gobierno porte帽o. Al mismo tiempo, conoce a todos los cartoneros de Parque Patricios por su nombre. Son los que la ayudan, cuando tiene que mover bultos pesados. Cuenta que tambi茅n ellos est谩n teniendo problemas para trabajar. 鈥淟es decomisan los carros, se los llevan presos鈥. 

Alba es otra de las vendedoras desalojadas. Su perfil es el mayoritario entre los manteros: es mujer, inmigrante, tiene hijos a cargo. Trabaja tres d铆as por semana, limpiando casas.

鈥淰endo ropa usada que compro en C谩ritas, me voy al C谩ritas de San Miguel y al de San Mart铆n. Mucha gente empez贸 a vender ropa en estos meses, cuando el Gobierno dej贸 de mandar alimentos. Las iglesias que daban comida no est谩n recibiendo subsidios del Gobierno, entonces en C谩ritas no encontr谩s comida pero s铆 ropa usada, y ah铆 va la gente a comprar y la vende en la feria. El Parque ven铆a explotado, gente con hambre que quiere vender algo y en la misma feria compra alimentos, gente con necesidad de trabajar. Ac谩 com铆a bastante gente; la vida ya era muy dif铆cil antes de que nos vinieran a sacar鈥.

La feria creci贸 con los desalojos de Retiro y de Constituci贸n, los manteros van mud谩ndose. Un movimiento natural, ahora, ser铆a que fueran a la Provincia, donde la gobernaci贸n de Axel Kicillof no los corre. Sin embargo, detr谩s de la General Paz est谩 ocurriendo el mismo fen贸meno de crecimiento de las ferias. Y la capacidad de compra, en el conurbano, es menor.聽

Feos, sucios y malos

Los argumentos del jefe del Gobierno porte帽o Jorge Macri siguen un libreto conocido: los manteros obstruyen el espacio p煤blico, hay quejas de los vecinos sobre que les usurpan las veredas, venden mercader铆a de dudosa procedencia, son manejados por mafias.

Los libreros del Parque apoyan el desalojo aunque, en inferioridad num茅rica, piden hablar con reserva de su nombre. Son apenas seis, en puestos de la municipalidad.

鈥淓sto estall贸 entre enero y febrero. Vuelvo de las vacaciones y estaba lleno. Antes estaban adentro del parque, pero como la Ciudad lo cerr贸 para talar unos 谩rboles, pasaron del lado de afuera de las rejas, a las veredas y ah铆 se hacinaron鈥. En el malestar del que habla se filtran los argumentos del discurso oficial: 鈥淣os han usurpado鈥, dice por ejemplo. 鈥淗ab铆a gente que meaba, dejaban todo sucio. Muchos ven铆an de la provincia. Ten铆amos problemas de robos鈥. No lo dice abiertamente, pero muchas de sus palabras equiparan a los manteros con delincuentes

En el Parque hay adem谩s una cuadra de puestos amarillos, son tambi茅n antiguos manteros que pasaron por un conflicto y negociaci贸n hasta que un gobierno anterior puso esos puestos. M谩s tarde, por Whatsapp, el librero agrega: 鈥淓spero que lo de ellos tambi茅n se solucione鈥.

驴Por qu茅 en medio de la cr铆tica situaci贸n social el gobierno de Jorge Macri avanza con los desalojos? Un hombre que pertenece a las fuerzas de seguridad, al que le ha tocado hacer algunos de los operativos, asegura que no le gusta ir a sacarlos. Cumple 贸rdenes, claro. Pero 驴por qu茅 ahora? Es un consultado con experiencia, que sabe leer los tiempos. 鈥淧orque no va a haber un mejor momento que 茅ste para sacarlos鈥, dice. 

Es el momento Milei, y no va a durar para siempre. 

Un momento en el que el PRO se siente habilitado para hacer operativos 鈥渄e orden y limpieza鈥 (as铆 los presenta tambi茅n sobre quienes duermen en la calle). En su discurso lo 鈥渟ucio鈥, 鈥渓os ocupas鈥, 鈥渓os ilegales鈥; en fin, los delincuentes, son los ca铆dos del sistema. Para todo ellos, el mensaje es: afuera.

Regular la actividad

鈥淓n la Ciudad de Buenos Aires no est谩 prohibida la venta ambulante; lo que s铆 est谩 prohibida es la ocupaci贸n del espacio p煤blico, pero si el espacio p煤blico es regulado por el Estado, se puede usar鈥, explica Christian Ayala. Es el responsable de la rama de Trabajadores de Espacios P煤blicos de la UTEP en la Ciudad de Buenos Aires y se pregunta: 鈥減or qu茅 est谩 bien ocupar las veredas con mesas y sillas, como hacen los bares y cervecer铆as, pero est谩 mal hacer la feria en la vereda de una plaza鈥. 

Christian viene de liderar una buena experiencia en la regulaci贸n de la venta ambulante, con la gesti贸n anterior del Gobierno de la Ciudad. 

鈥淣osotros ten铆amos las parrillitas afuera de las canchas, de una forma muy precaria, con unos tachos. En un momento de tire y afloje con el gobierno porte帽o nos sentamos, pudimos dialogar con gente que acept贸 que hab铆a que buscar una soluci贸n. Nos cost贸: hicimos hasta un choripanazo en el Obelisco para abrir esa negociaci贸n, pero se lleg贸 a un acuerdo鈥. 

鈥淥bviamente que el Gobierno de la Ciudad no nos dej贸 ir con un tacho partido. Ellos nos ayudaron a sacar un cr茅dito, nos sali贸 de garantes y pudimos comprar un full track. Entonces, cuando hay voluntad pol铆tica de solucionar las cosas, se puede. El mismo Gobierno de la Ciudad es el que organiza la Feria de San Telmo, ellos la recorren, controlan, toman asistencia, organizan los stands. Hay un aparato del Estado para hacer ese tipo de trabajo. Lo que pasa es que lo tiene desmadrado, y al tenerlo desmadrado es cuando empiezan los problemas, porque no toda la gente es buena; hay buenos polic铆as, hay malos polic铆as, hay buenos m茅dicos, hay malos m茅dicos鈥 O sea siempre hay gente que est谩 atenta a cualquier porosidad del Estado para hacer alg煤n negocio de mala espina禄.

鈥淧arque Patricios, Parque Chacabuco o Parque Centenario son lugares donde perfectamente se puede hacer una feria los viernes y s谩bados, bien ordenada, con estructuras, bien acomodados y es el fin de los problemas. Ese aggiornamiento, esa forma de trabajo es la que aleja a todo tipo de mafias, todo tipo que viene turbio, el que quiere vender cosas de dudosa procedencia o cosas vencidas o lo que fuere, en un lugar as铆 no tienen cabida, porque ya el ordenamiento y la organizaci贸n misma de los compa帽eros no lo permite. En cambio, con represi贸n y con polic铆a lo que se genera no es orden sino corruptela, porque cuando se ponen as铆, que reprimen, que echan y que expulsan a la gente lo 煤nico que aumentan son las tarifas de las coimas: hay m谩s coimas y son m谩s caras. Es la de 鈥渁c谩 no se puede estar鈥, pero si la pon茅s, calladito la boca, s铆. Eso es normal en este pa铆s, est谩 normalizado. Y est谩 mal鈥.

Christian da el panorama general, m谩s all谩 del Parque Patricios: 鈥淰os, desde que sal铆s de tu casa hasta que lleg谩s a tu trabajo te cruzas con 50 o 100 vendedores: en la caminata, en el colectivo, en la parada de trenes, en el subte, en el restaurante; o sea la actividad existe, lo que no existe es la regulaci贸n. Y ah铆 vienen todos los problemas鈥.

En Parque Patricios, los manteros no estaban organizados. El lugar no estaba 鈥渙cupado鈥, como dijo Jorge Macri en su spot, 鈥減or una organizaci贸n de manteros muy grande鈥 sino por mucha gente suelta. Se empezaron a juntar ahora. Este viernes a las cinco de la tarde hicieron una reuni贸n en el lugar, firmaron un modelo de reclamo para iniciar un tr谩mite ante el Ministerio de Espacio P煤blico, algunos ya hab铆an pasado adem谩s por la Defensor铆a del Pueblo. En la semana fueron rotando por otras ferias de otros barrios de la Ciudad. Cuando la noche ca铆a, a煤n estaban haciendo listados para mantenerse informados y en contacto, con la idea de iniciar protestas frente a la sede del gobierno porte帽o si no encuentran una soluci贸n. 

Compart铆

Comentarios