En la comuna 1, donde se encuentran Constitución y San Telmo, Elisa Carrió sorprendió al obtener más del 50% de los votos. En las comunas 3 (Once) y 4 (Parque Patricios), la candidata del oficialismo porteño también logró triunfos, pero con niveles de rechazo más altos.

Entre los detractores del PRO en la ciudad de Buenos Aires, se encuentran aquellos que han denunciado firmemente el crecimiento de las desigualdades norte-sur que acumulan entre Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta durante estos casi 10 años de gestión gubernamental. Se ha dicho que entre Saavedra y Villa Lugano -por ejemplo- existe un abismo, si se piensa no sólo en distancia geográfica sino también en términos de indicadores socioeconómicos que reflejan los estándares de vida.

Sin embargo, los guarismos electorales alcanzados por el oficialismo porteño en estas últimas Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) reflejan una mirada distinta que ratifica el mantenimiento de un buen desempeño electoral en la zona sur de la Ciudad. Éste se venía dando durante épocas pasadas, pero con la presencia de Elisa Carrió como candidata, la tendencia fue hacia arriba.

Desagregado por sección, la lista de Vamos Juntos (PRO+CC) obtuvo un 50,80% en la comuna 1, conformada por barrios tan distintos como Constitución, San Telmo y Puerto Madero. Este porcentaje dejó al oficialismo por encima de los niveles alcanzados en el conteo general, que se ubicó en el 49,55%. Allí Unidad Porteña (Filmus y Recalde) también tuvo un buen desempeño con casi el 22% de los votos, mientras que Evolución (Martín Lousteau) quedó muy por debajo con sólo el 11% de las voluntades.

En la comuna 3, que incluye al populoso barrio de Once, Elisa Carrió se impuso cómodamente por más de 20 puntos, pero lo llamativo es que aquí su porcentaje de adhesiones bajó un 5 por ciento en relación a lo obtenido en la zona vecina. Aquí se destacó el rendimiento de la lista kirchnerista-peronista, que cosechó el 23,50% de los votos.

La diputada de la Coalición Cívica no perdió en ninguna comuna, pero lo cierto es que en la 4 (Parque Patricios, La Boca, Barracas) logró uno de sus desempeños más flojos. Allí finalizó con el 41,80%, mientras que Unidad Porteña pisó fuerte en esta zona y se situó en el 26%. Por su parte, Lousteau quedó como en los casos anteriores posicionado en el tercer lugar, al mantener el nivel del 13% que fue su porcentaje general.

En una tierra donde se padece a nivel cotidiano los efectos de la desigualdad social, la alianza Cambiemos continúa como profeta y nada indica que esto vaya a modificarse en el corto y mediano plazo.