La UTE resolvió un nuevo plan de lucha

“Larreta también es responsable de esta miseria planificada”

En un plenario del gremio docente más grande de la Ciudad, los delegados y las delegadas de la Unión de Trabajadores de la Educación lanzaron un nuevo plan de lucha contra el ajuste de Larreta y Macri.

El plenario de delegados y delegadas de la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) volvió a reunirse para rediscutir el plan de lucha y resolvió un extenso pliego de reivindicaciones, que será acompañado de distintas movilizaciones e intervenciones en las calles y en las escuelas. “Este gobierno convirtió las escuelas en comedores escolares e hizo de cajeros y veredas un refugio para las miles de personas que están en la calle”, denunció Eduardo López, secretario general del gremio, en diálogo con El Grito del Sur.

En primer lugar se sumarán a la jornada del 28 de mayo en Congreso, donde se presentará por octava vez consecutiva el proyecto de ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo. También participarán el 3 de junio de la marcha de Ni Una Menos, la próxima fecha en la que el movimiento feminista promete inundar las calles contra la violencia física, psicológica y económica que sufren las mujeres y las disidencias. También adherirán, en la modalidad que las compañeras del gremio resuelvan, a todas las movilizaciones y protestas convocadas por el colectivo Ni Una Menos.

Por otro lado, en el marco del paro general convocado por todas las centrales sindicales para el miércoles 29 de mayo, la docencia porteña decidió acoplarse a la jornada de lucha, aunque reconoció que “cada día de paro los chicos se quedan sin comer”, por lo que realizarán ese día ollas populares en distintos puntos de la Ciudad cercanos a las escuelas. “Será un día de reclamo, de lucha y de solidaridad”, agregó.

Por último, empezarán a preparar una movilización para el miércoles 5 de junio a la Legislatura porteña, en la que apuntan a confluir con los y las estatales de ATE, trabajadores y trabajadoras del SITRAJU, docentes de las escuelas privadas nucleades en SADOP y las organizaciones de la economía popular nucleadas en la CTEP. Si bien allí cada sector llevará sus consignas, la docencia de la Ciudad de Buenos Aires reclamará mayor presupuesto educativo, vacantes para todos y todas, la gratuidad y universalidad del servicio de comedores escolares y el aumento inmediato de las asignaciones familiares congeladas desde hace siete años. A su vez, exigirán el adelantamiento de la Mesa Salarial, la devolución de los días de paro, la aplicación retroactiva de la cláusula gatillo y la titularización de los y las docentes de todos los niveles. «Marchamos porque Larreta también es responsable de esta miseria planificada», concluyó López.